sábado, junio 28, 2008

DICHA, BENDICIÓN y FORTUNA

A los que buscan a pesar de no encontrar, los que caen mil veces para dos mil veces volverse a levantar, los que morirían por vos, los que sueñan, los que todavía juegan, los que vuelan, los que sonríen, los que alguna vez murieron pero resucitaron para seguir siendo felices.
A los que se lanzaron sin mirar atrás, los enamorados, los locos, los apasionados, los que alguna vez se emborracharon de amnesia mientras llegaba la calma, los que sufren si no ayudan a los demás, los que construyen castillos en el aire, los que con las agujas del alma y el hilo de la esperanza hilbanan sus descosidos vitales.
A los que sueñan despiertos, los que sonríen con la mirada, los que pintan soles en los cielos grises que perdieron sus colores, los que cada noche raptarían a la luna para liberarla al alba, o a esos que secuestrarían un sueño, dichosos los que aman y creen saber porqué pero, simplemente no lo saben solo aman, porque querer por querer no vale nada, dichosos los que dejan a la vida seguir y dejarse guiar por el latido de su corazón y no desean saber que pasará mañana, sólo vivir el presente que es lo único que tienen seguro.

domingo, junio 22, 2008

EQUILIBRIO


Escribir me ayuda a darme cuenta de infinidad de cosas, a afianzar mis pensamientos y en definitiva a conocerme un poco mejor a veces con realidad a veces con fantasía.

Cuando escribo, siento la necesidad de profundizar en muchísimas cosas, de explicar absolutamente todo lo que encierra mi mente, y eso, sin duda me ayuda a ordenarla, estructurarla y conocerla mejor.

A veces pienso que escribo por pura necesidad y otras me pregunto si esa necesidad no tendrá que ver con la búsqueda de ese orden mental, ese equilibrio que de una forma u otra, todos buscamos pero que en realidad, no existe.

En ocasiones pienso en el equilibrio como un don, otras en cambio, como una maldición. "El don de la continua reflexión y la maldición de la eterna contradicción"

martes, junio 17, 2008

DUERMO

Duermo y sólo entonces, cuando no te pienso, te sueño, te extraño, te anhelo.
Duermo abrazada a ti en forma de mi almohada, al inconfundible aroma de tus besos, a la necesidad de tenerte a mi lado, al despertar de mis sueños.
Duermo inventando amaneceres teñidos de deseos de colores, dibujando sonrisas de mil soles, esculpiendo futuros sin promesas, aniquilando pasados que ya sólo son ayeres.
Duermo para calmar mi sed de vida, mi soledad ausente, los fantasmas de mi ira, mi hambre de tenerte siempre.
Duermo porque quiero que cuando tu estés aquí me despiertes con un beso y me digas que no estoy soñando.

jueves, junio 12, 2008

YA NO TENGO MIEDO

La gente vive atemorizada con la víspera de la rutina, lo monótono. A los dos años ya no se soportan y a los tres han dejado de acariciarse.

Continúan en la inercia, en el temor de quedarse solos, en el direte de porque toca, o porque hace tic tac el reloj biológico.

No conversan, solo pagan facturas a plazos como un coche nuevo, con una televisión de plasma o con horas y horas de aislamiento en Internet.

Al poco tiempo culpan a cualquier cosa de su decidia y miran con ojos hambrientos de novedad a cualquiera que no sea su mujer o su marido.

Todo sufre una transformación, eso es evidente, sería una idealista al negarlo, pero el problema no es la eternidad, ni las medias naranjas; El problema es que en su mayoría la gente no sabe lo que quiere, pero se embarcan a la primera de cambio, se enredan sin darse cuenta, se ciegan, se compran pisos apresurados o pasan demasiados años de noviazgo sin convivir bajo un techo.

pasa el tiempo y cuando se dan cuenta de que eso no era lo que querían y ya tienen hijos y eso sirve de excusa para continuar con la inercia. Que triste suena ¿ no?, tal vez por eso la gente no se sincera.

Yo creo que es tan simple como saber que forma de enfadarse estas dispuesto a soportar el resto de tu vida, quien quieres que rodee tu cintura por las noches, que hombro quieres para tu cabeza, que padre para tus hijos, que amigo para el camino, que compañía perpetua para la soledad, que cara o que cruz escoger de la moneda.

Tan simple como saber lo que uno quiere, para saber que pese a cualquier cosa no cambiarías lo que tienes, ni si quiera por algo aparentemente mas bueno.

A ti, mi niño, porque ya no tengo miedo.

lunes, junio 09, 2008

UNA PÁGINA MÁS

¿Qué cambia en nosotros
al volver la última página
de un libro?

Es como morir un poco,
es dejar ir una vida
sabiendo que no regresará nunca.

Releerlo será como ver fotos viejas de la infancia.

¿Será tan fácil y a la vez tan difícil
romper con todo?

Subirse a un avión sin saber el destino
para no volver jamás.

jueves, junio 05, 2008

SER

Amor
de mi amor,
sed
de mi sed,
flor
de mi secreto,
amante
de mi insensatez.

Me refugio
en las orillas de tu estado sólido,
inerte y vivo
como la jovialidad
de un niño.

Donde las concavidades
más obtusas
reflejan
el estallido
de mi ser.

Convexidades
intangibles
con rumbos
superpuestos,
amantes
inconexos
que necesitan
ser.

miércoles, junio 04, 2008

MAGIA PLUS

La única magia que he conocido,
es eso que sucede entre tu mirada y la realidad
y la magia no se agota nunca.
La magia podría empezar así,
con un flashback.
Te acostumbras a alguien.

Está y te acostumbras.

Te acostumbras a sus chiqueos,

Te acostumbras a cosas pequeñas.

Te acostumbras a verlo de diferentes maneras.

Te acostumbras a la manera en que dice tu nombre.

Te acostumbras a llamarlo por su nombre

Te acostumbras a que sonría y te diga cuanto le encantas.

te acostumbras a sus llamadas nocturnas y de mañana,

te acostumbras a que no le importe decir lo que siente por ti,

te acostumbras, te acostumbras, te acostumbras...

Lo malo de acostumbrarse,
es cuando se va omitiendo ese plus,
y esos pequeños detalles que te hacían tan feliz,
los hechas de menos.